Operacion columna vertebral escoliosis

Calidad de vida tras la cirugía de escoliosis

DiagnósticoEl médico realizará inicialmente una historia clínica detallada y puede hacer preguntas sobre el crecimiento reciente. Durante la exploración física, el médico puede hacer que su hijo se ponga de pie y luego se incline hacia delante desde la cintura, con los brazos colgando sin apretar, para ver si un lado de la caja torácica es más prominente que el otro.

Pruebas de imagenLas radiografías pueden confirmar el diagnóstico de escoliosis y revelar la gravedad de la curvatura de la columna. La exposición repetida a la radiación puede ser preocupante, ya que se tomarán múltiples radiografías a lo largo de los años para ver si la curvatura está empeorando.

Para reducir este riesgo, su médico puede sugerir un tipo de sistema de imágenes que utiliza dosis más bajas de radiación para crear un modelo 3D de la columna vertebral. Sin embargo, este sistema no está disponible en todos los centros médicos. La ecografía es otra opción, aunque puede ser menos precisa para determinar la gravedad de la curva de la escoliosis.

TratamientoLos tratamientos de la escoliosis varían en función de la gravedad de la curva. Los niños que tienen curvas muy leves no suelen necesitar ningún tratamiento, aunque pueden necesitar revisiones periódicas para ver si la curva empeora a medida que crecen.

Recuperación de la cirugía de escoliosis

En la mayoría de los casos, la cirugía de escoliosis no es necesaria para el tratamiento. Sin embargo, en algunos casos graves de deformidad de la columna vertebral, la cirugía de escoliosis puede ser la única opción. Los avances en la tecnología robótica han hecho posible que los cirujanos realicen la cirugía de escoliosis con más precisión que nunca.

La escoliosis, una curvatura lateral de la columna vertebral que puede afectar tanto a los pacientes jóvenes como a los mayores (y que se produce con mayor frecuencia durante el estirón que se produce justo antes de la pubertad), es una afección ortopédica que afecta a más de 3 millones de personas en Estados Unidos cada año. Y para muchos pacientes, la cirugía de escoliosis es la puerta definitiva a una vida productiva y sin dolor.

La escoliosis, que afecta a personas de todas las edades, tiene varias causas. Es la deformidad de la columna vertebral más frecuente en los niños en edad escolar. Y cada año, casi 500.000 visitas a la consulta del médico y más de 130.000 visitas al hospital son realizadas por pacientes de escoliosis juvenil. Y para un cierto porcentaje de estos jóvenes pacientes, la cirugía de escoliosis es el único medio viable para hacer frente a esta afección.

Nueva cirugía de escoliosis para adultos

La escoliosis es una curvatura anormal de la columna vertebral que puede afectar tanto a niños como a adultos. Los tratamientos correctivos adecuados varían de una persona a otra, dependiendo de la edad del paciente y de la gravedad de su afección.

La escoliosis es una afección de la columna vertebral en la que ésta se curva lateralmente en forma de «S», ya sea hacia el lado derecho o el izquierdo. Es diferente de la afección conocida como cifosis, en la que la columna vertebral tiene una curvatura anormal orientada hacia delante.

El síntoma principal de todas las formas de escoliosis es una curvatura lateral de la columna vertebral. Suele ponerse de manifiesto cuando un hombro, una cintura, una cadera u otra parte del cuerpo están más altos en un lado que en el otro. El dolor de espalda es común en las personas que desarrollan escoliosis en la edad adulta, pero es raro entre los niños y adolescentes. Cuando un niño o un adolescente con escoliosis experimenta dolor de espalda, suele ser un signo de que tiene alguna afección adicional.

El especialista adecuado depende de la edad del paciente. Los niños y adolescentes deben consultar a un cirujano ortopédico pediátrico con experiencia en afecciones de la columna vertebral. Los adultos deben consultar a un cirujano ortopédico de la columna vertebral o a un fisiatra (un médico no quirúrgico especializado en medicina física). La atención completa de cualquier paciente suele correr a cargo de un equipo sanitario integrado, que incluye un médico o cirujano, uno o varios fisioterapeutas y, si se necesita un aparato ortopédico, un ortesista.

Cirugía de la escoliosis en adultos

La cirugía de escoliosis repara la curvatura anormal de la columna vertebral (escoliosis). El objetivo es enderezar de forma segura la columna vertebral de su hijo y alinear sus hombros y caderas para corregir su problema de espalda.Descripción

Antes de la intervención, su hijo recibirá anestesia general. Durante la operación, el cirujano utilizará implantes, como varillas de acero, ganchos, tornillos u otros dispositivos metálicos para enderezar la columna vertebral de su hijo y sostener los huesos de la columna. Se colocan injertos óseos para mantener la columna en la posición correcta y evitar que vuelva a curvarse.El cirujano realizará al menos un corte quirúrgico (incisión) para llegar a la columna de su hijo. El cirujano realizará al menos un corte quirúrgico (incisión) para llegar a la columna vertebral de su hijo. El cirujano también puede realizar el procedimiento utilizando una cámara de vídeo especial.Durante la cirugía:El cirujano puede obtener hueso para los injertos de las siguientes maneras:En diferentes cirugías se utilizan diferentes tipos de instrumentos metálicos. En las diferentes cirugías se utilizan diferentes tipos de instrumentos metálicos, que suelen dejarse en el cuerpo después de que el hueso se fusione.Los nuevos tipos de cirugía para la escoliosis no requieren la fusión. Durante la operación de escoliosis, el cirujano a veces utiliza un equipo especial para vigilar los nervios que salen de la columna vertebral y asegurarse de que no se dañan.La operación de escoliosis suele durar entre 4 y 6 horas. También puede ser mucho más larga si la zona implicada es mayor.Por qué se realiza el procedimiento